delirios: [23]

20.7.11

[23]

El perro no para de ladrar. Yo no puedo dormir. Me duele la tripa. Pierdo el tiempo. Oigo ronquidos por la ventana. El teléfono no funciona. No hace calor, tampoco frío. Los recuerdos no me dejan en paz. Muy tarde. Se oye un tren. Coches. El aire quieto. Mañana otro día. Mucho pánico. Y así, y con otras muchas cosas, la vida pasa.

6 comentarios:

  1. Otro lector nocturno!!!

    Bienvenido al club!!!

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  2. Una noche cualquiera, de una vida cualquiera, de demasiadas vidas diría yo. Me ha gustado
    Saludillos

    ResponderEliminar
  3. la vida pasa y las noches duran a veces demasiado, pero sigue creyendo en los días y aprende a ver la belleza en todas esas cosas... corto pero me encantó!

    ResponderEliminar
  4. Los recuerdos a veces son unos capullos... Pero no debería tenérseles pánico; sólo hacen el daño que tú les dejas que te hagan. Besitos!!

    ResponderEliminar
  5. ES LA TRISTE REALIDAD DE UNA PERSONA, QUE VIVE ENFRASCADO EN SU PEQUEÑA EXISTENCIA. CREO QUE TODOS O AL MENOS CASI TODOS, HEMOS PASADO POR ESA TRISTE REALIDAD. EL FUTURO ES HOY... CUANDO APRENDEREMOS...

    ResponderEliminar

Háblame.